Inicio Moda Estrella infantil: Zendaya, el icono de una generación

Estrella infantil: Zendaya, el icono de una generación

211
0

El mundo la descubrió como la rebelde Rocky Blue en la serie de Disney Channel «Shake It Up». Hoy en día, protagoniza algunas de las mayores superproducciones internacionales. Zendaya Coleman se ha hecho un nombre en el cine y en la moda, estableciéndose como protagonista.

Los ingredientes de una superestrella

Zendaya Maree Stoermer Coleman nació en Oakland, California, en 1996. Creció con una madre alemana y un padre zimbabuense y congoleño. Su nombre procede de la lengua zimbabuense y significa «dar gracias», como explicó en una entrevista con la versión británica de Vogue. Animada por su madre, directora de teatro, estudió en la Oakland School of the Arts en su adolescencia. Apareció por primera vez en un anuncio de juguetes, «ICarly», en 2009, junto a Stefanie Scott. Posteriormente, fue contratada como modelo para varios minoristas, como Macy’s, Old Navy y Mervyns. A continuación, comenzó su carrera de actriz en el musical «Once on this Island», en el que interpretó el papel de Ti Moune, y en el espectáculo «Caroline Or Change». La joven pronto decidió que la llamaran sólo por su nombre de pila. En una entrevista con GQ, dice: «La joven que era pensó que el singular apodo quedaba bien. Pensó que era genial, como Prince. Sólo tenía 12 años cuando su representante la animó a adoptar su nombre de pila como nombre artístico, recuerda, confirmando su decisión. Ella cuenta a Variety que le dijo: «Sí, ¿como Beyoncé?

Lee también: Estrella infantil: Miley Cyrus, la rebelde de Disney

Un niño tímido

Modelo, actriz y bailarina, Zendaya apareció con Selena Gomez en el video comercial de Sears «I’m Gonna Arrive». En una entrevista concedida a la revista «W», afirma: «Cuando era niña, lo que más me interesaba era bailar. Cuando tenía ocho años, estaba en una compañía de hip-hop.

Pero fue en 2010 cuando su carrera despegó al participar en la serie de Disney Channel «Shake it Up». Interpreta el personaje de Rocky Blue y es protagonista junto a Bella Thorne, que interpreta a CeCe en la pantalla. El argumento es sencillo pero eficaz: dos jóvenes que aspiran a ser bailarinas profesionales se conocen y tratan de hacer realidad su sueño. El programa es un éxito en Estados Unidos y en todo el mundo. La familia de la adolescente se traslada a Hollywood para que ella pueda trabajar en las mejores condiciones. En 2011, Zendaya fue nominada al Teen’s Choice Award a la mejor actriz de una serie de televisión por su papel. Al año siguiente, protagonizó la película «Amiennemies», de nuevo en colaboración con Bella Thorne. La película conquistó al público y Zendaya fue nominada al Kid’s Choice Award a la mejor actriz de comedia. Aunque le va bien, la actriz sigue siendo una niña. Tímida por naturaleza, la joven tiene mucho miedo a fracasar y se enfrenta a mucha presión: «Siempre tuve miedo a fracasar y a no hacerlo bien», dice a GQ. Continúa: «Era extremadamente tímida, tanto que mis padres pidieron consejo sobre cómo afrontarlo. Recuerdo que mi estilista me dijo: ‘Tienes frío. La gente piensa que eres malo porque no hablas. Cuando en realidad, sólo estaba muy estresado y nervioso». Y añade: «Incluso años después, sigo intentando superar esa timidez infantil que me definía».

«Le debo todo a mi familia»

La joven estaba rodeada de su familia, pero nunca se dejó impresionar y siempre supo imponer sus límites a pesar de su corta edad. En una entrevista concedida a la versión inglesa de Vogue, recuerda que se negó a besar a uno de los actores del programa durante el rodaje: «Recuerdo que dije: ‘No voy a hacer eso’. Voy a darle un beso en la mejilla porque aún no me han besado y no quiero que ese beso se filme. Claire Stoermer y Kazembe Ajamu Coleman siempre han estado al lado de su hija y la han apoyado en todos sus proyectos. La prueba: Zendaya estaba destinada originalmente a una carrera en el baloncesto. Sus dos padres jugaban al baloncesto cuando eran niños, así que era natural que la animaran en esta dirección. «Se suponía que iba a ser una jugadora de baloncesto, no una actriz», dice a The Bay State Banner. Ella bromea: «Mi padre fue mi profesor de gimnasia. Así que no tuve descanso, me entrenó todos los días. Pero aunque sus padres ya la imaginaban haciendo carrera en la NBA, sus planes cambiaron y se decantó por la interpretación: «Quiero actuar en el escenario, quiero ser actriz». Una vez más, sus padres le darán todo su apoyo. En 2016, como invitada al programa de Ellen DeGeneres, dijo: «Tengo que decir que se lo debo todo a mis padres, soy muy afortunada de tener los padres que tengo. Siempre me han aportado valores fundamentales que me ayudan en mi vida diaria. Se lo debo todo a mi familia».

Lea también la noticia :  Céline Dion: su hermana da cuenta de su estado de salud

Un modelo para los jóvenes

En 2013, cuando la serie «Shake it Up» llegó a su fin, Zendaya decidió lanzar su primer álbum llamado sobriamente «Zendaya». Ese mismo año, participó en el programa estadounidense «Dancing with the Stars» y se clasificó para la final. «Estoy feliz de haber llegado hasta aquí y creo que eso es lo que tengo que recordar de esta aventura», dijo entonces a MTV News. Después de la música y la danza, Zendaya empezó a escribir. Su libro, Between U and Me: How to Rock Your Tween Years with Style and Confidence (Entre tú y yo: cómo triunfar en la adolescencia con estilo y confianza), pretende ayudar a las jóvenes adolescentes en esta época a veces complicada con varios consejos. «La adolescencia puede ser una época muy fresca y emocionante, pero también puede ser un momento difícil en la vida de una joven. Es el momento de encontrar tu propio camino y también tu propio estilo. […] «Espero que este libro ayude a las jóvenes a superar los momentos difíciles y a disfrutar de los buenos momentos de la adolescencia», explicó Zendaya a ‘Business Wire’ en 2013. A diferencia de muchas estrellas infantiles que se hicieron famosas por el Disney Channel, Zendaya no buscó alejarse del canal ya que en 2015 firmó para protagonizar una de sus nuevas series, «K.C. Undercover». «Acepté volver a protagonizar una serie de Disney Channel con una condición: estar en una posición de poder», dijo a «Cosmopolitan» en 2016. Zendaya quería que su personaje permitiera a las jóvenes de diferentes orígenes identificarse con una heroína, pero también romper los códigos de la clásica heroína de Disney Channel. «Lo que es muy importante para mí es la diversidad. Es difícil para un adolescente ver la televisión y no ver a nadie que se parezca a él. La representación lo es todo», dice. Continúa: «Quería asegurarme de que mi personaje no fuera bueno cantando, bailando o actuando, que no fuera una heroína con talento artístico. Una chica puede ser algo más. Quería que mi heroína fuera una artista marcial, que fuera capaz de hacer todo lo que un hombre puede hacer. Pero también quería que no fuera «la chica guay» y que también tuviera dificultades en su vida social. Quería que fuera una chica normal con una vida extraordinaria».

Un artista comprometido

Orgullosa de su herencia, Zendaya se ha convertido en una figura antirracista en Hollywood. «Como mujer joven, que está en constante evolución, creo que es muy importante enseñar a otros jóvenes a saber quiénes son y a estar orgullosos de ello. Desde el momento en que nací, supe quién era. Todo se resumía en mi nombre», dice a The Hollywood Reporter. La actriz reivindica su identidad africana: «Tengo un nombre africano. Mi segundo nombre es el segundo nombre de mi madre. Es un nombre francés, pero mis padres lo escribieron de otra manera para darle una pronunciación africana. Luego tengo «Stoermer» y «Coleman», literalmente tengo una línea de tiempo de mi historia familiar en mi nombre. Ese nombre soy yo. Soy de África, igual que soy de Alemania, y estoy muy orgulloso de esa herencia. En 2015, Zendaya acudió con naturalidad a los Oscar con el pelo en rastas. ¡Una elección que le valió críticas negativas de «E! La periodista de «News» Giuliana Rancic. Este último había hecho comentarios polémicos, afirmando que las rastas de la estrella debían oler a «monoi o peor, a marihuana». La actriz respondió en un post de Instagram: «Hay una línea muy fina entre una broma y una falta de respeto. […] Al llevar rastas en la alfombra roja de los Oscars, quería mostrarlas, para recordar a la gente de color que nuestro pelo es hermoso tal y como es. Para mí, las rastas son un símbolo de fuerza y belleza…» Para apoyar su punto, ese año Zendaya colaboró con Mattel. La marca creó una Barbie inspirada en su look de ese día. También lucha contra los cánones de belleza impuestos a las mujeres. En 2015, tras posar en la portada de la revista «Modeliste», se dio cuenta de que sus fotos habían sido muy retocadas. Molesta, decidió denunciar esta práctica en Instagram desvelando la foto original sin retocar: «Hoy me he hecho una sesión de fotos y me he quedado de piedra al descubrir que mis caderas y mi torso, que son los de una mujer de 19 años, estaban transformados en las imágenes. Este es el tipo de cosas que crean ideales irreales de belleza femenina». Tras la publicación, la revista acabó retirando las imágenes retocadas antes de su publicación y pidió disculpas a la estrella. Tiempo después, se convirtió en el rostro de la marca CoverGirl para «celebrar la belleza de todas las mujeres, independientemente de su origen y color de piel», según explicó en Instagram.

Lea también la noticia :  Alec Baldwin se sincera por primera vez desde su fatal tiroteo

Lee también: Estrella infantil: Justin Bieber, historia de redención

Un éxito deslumbrante

Zendaya también se ha convertido en un icono de la moda, y cada aparición que hace en una alfombra roja es vista por millones de personas. A la estrella le gusta confeccionar trajes coloridos, excéntricos y a veces de cuento de hadas, como el vestido de Cenicienta que lució en la Gala del Met. El anuncio del lanzamiento de su línea de ropa «Daya», por lo tanto, no fue una gran sorpresa en 2016. Sus colecciones pretendían ser unisex para ser accesibles a todos y romper los códigos de la moda. A partir de 2017, Zendaya volvió al cine y asumió una serie de papeles importantes. Interpretó el personaje de Michelle Jones en «Spiderman: Homecoming» y luego compartió pantalla con Zac Efron en «The Greatest Showman». Al mismo tiempo, se convirtió en el rostro de Lancôme y trabajó con Tommy Hilfiger. También probó suerte en el doblaje de dibujos animados, como en «Yeti & Company». En 2019, protagonizó una segunda película de Spiderman llamada «Spiderman: Far From Home», antes de convertirse en la protagonista de la serie de HBO «Euphoria». En la pantalla, interpreta a Rue, una joven adolescente que se enfrenta a la depresión y a la adicción a las drogas. Es una forma de que la actriz levante el velo sobre temas que todavía son tabú entre los jóvenes adultos. En 2021, mientras la pandemia de Covid-19 paraliza la industria del cine, Zendaya y su amigo Sam Levinson tienen la idea de hacer una película a pesar del encierro. Rodado íntegramente de noche, el largometraje en blanco y negro «Malcolm & Marie» revela toda la gama de emociones que la actriz es capaz de explotar en su interpretación. Además de su actuación, Zendaya es también la productora de la película. Este año también tiene un papel en la exitosa película ‘Dune’, junto a Timothée Chalamet, y en la última entrega de la saga ‘Spiderman: Sin salida’. El actor que interpreta al superhéroe no es otro que Tom Holland, su pareja con la que lleva varios meses viviendo una bonita historia. Convertida en una gran actriz, Zendaya se permite ver aún más grande, sin olvidar las causas por las que lucha. El pasado mes de octubre, declaró a la versión británica de «Vogue»: «Si algún día me convierto en directora, sé que las protagonistas de mis películas serán siempre mujeres negras.

Artículo anteriorRío de Janeiro cancela las fiestas de Nochevieja por la variante de Omicron
Artículo siguienteEmiratos Árabes Unidos traslada el fin de semana al sábado-domingo
"Exasperantemente humilde fanático de los viajes. Profesional apasionado de las redes sociales. Escritor aficionado. Aspirante a solucionador de problemas. Especialista en la salud y la alimentación genérica".