Inicio Economía Estados Unidos investiga los efectos «nocivos» de TikTok en los niños

Estados Unidos investiga los efectos «nocivos» de TikTok en los niños

75
0

TikTok está siendo investigada por dañar la salud mental de los niños y por sus algoritmos y métodos de comercialización a los jóvenes, un proceso iniciado por las autoridades estadounidenses que luchan por responder a los retos sociales que plantean las redes sociales.

Una coalición de ocho estados de EE.UU., entre ellos California y Florida, anunció el miércoles el inicio de una investigación sobre la popular aplicación, conocida por sus vídeos cortos, musicales o de parodia, seleccionados inteligentemente por algoritmos en función de los gustos de los usuarios.

Las autoridades culpan a TikTok, filial del grupo chino ByteDance, de animar a los niños a pasar cada vez más tiempo en ella. En Estados Unidos, TikTok es accesible para los menores de 13 años siempre que utilicen una versión modificada.

«Nuestros hijos están creciendo en la era de las redes sociales, y muchos sienten la necesidad de competir con estas versiones filtradas de la realidad que ven en sus pantallas», dijo Rob Bonta, el fiscal general de California en un comunicado.

«Sabemos que esto tiene efectos devastadores en la salud mental y el bienestar de los niños. Pero no sabemos qué sabían las propias empresas y cuándo», añadió.

Daño psicológico

Esta investigación es la continuación de la realizada a Meta, la empresa matriz de Facebook, por numerosos fiscales.

Lea también la noticia :  Beatriz de York, radiante: su aparición de alto nivel dos meses después del nacimiento de su hija

Acusan al gigante de las redes sociales de promocionar Instagram entre los más jóvenes y de ignorar los informes internos sobre los posibles perjuicios de la aplicación, según los documentos revelados en otoño por la denunciante Frances Haugen.

Sus propias investigaciones «demuestran que el uso de Instagram está asociado a un mayor riesgo de daños a la salud física y mental de los jóvenes, como la depresión, los trastornos alimentarios e incluso el suicidio», dijo entonces la fiscal general de Massachusetts, Maura Healey.

«Meta no ha protegido a los jóvenes en sus plataformas y, en cambio, ha optado por ignorar y, en algunos casos, reforzar prácticas que suponen una amenaza real para la salud física y mental: explotar a los niños con fines lucrativos», dijo.

TikTok respondió al anuncio de la investigación prometiendo «proporcionar información sobre los numerosos mecanismos de seguridad y privacidad que tenemos para los adolescentes», dijo un portavoz.

«Estamos muy preocupados por construir una experiencia que favorezca el bienestar de nuestra comunidad, y agradecemos que los fiscales generales se centren en la seguridad de nuestros usuarios más jóvenes».

«El mismo número» que Meta

Los estados norteamericanos quieren examinar las «técnicas utilizadas por TikTok para animar a los jóvenes» a pasar más tiempo en ella, reaccionar a los contenidos e interactuar con los creadores, han dicho en un comunicado, citando a California, Florida, Kentucky, Massachusetts, Nebraska, Nueva Jersey, Tennessee y Vermont.

Lea también la noticia :  A pesar de las muertes, la ira retumba entre los sudaneses

Se trata de «proteger a los niños y apoyar a los padres», dijo el fiscal general de Vermont, Thomas Donovan.

En septiembre, Instagram suspendió el desarrollo de su versión para menores de 13 años, pero, en general, las amonestaciones y acusaciones de los cargos electos y los fiscales han tenido un impacto poco tangible en las empresas implicadas.

Aunque las autoridades estadounidenses se han endurecido en los últimos años contra las grandes plataformas que han acumulado un inmenso poder económico y político, carecen de soluciones concretas y rápidas, dados los retrasos en los tribunales o las limitaciones para aprobar nuevas leyes.

«No creo que TikTok tenga mucho de qué preocuparse», comentó la analista Carolina Milanesi, de Creative Strategies.

«Van a tener que hacer el mismo número que Meta, que es detallar sus características para la seguridad», pero «no va a tener efecto en el uso».

«Instagram explicó que ellos no crean el contenido, son los chicos los que lo suben y lo miran. Por supuesto, pero siguen teniendo una responsabilidad en cuanto a la gestión de los contenidos, y ahí es donde la cosa se complica», concluyó.

Artículo anteriorGuerra en Ucrania: ¿qué consecuencias tiene la colaboración espacial con Rusia?
Artículo siguienteCharlene de Mónaco: ya no quiere vivir en la Roca
Soy profesor universitario de economía, aficionado al golf y a los coches, y me gusta especialmente Asia. Vivo entre España y Portugal.