Inicio Economía China y Estados Unidos acuerdan «reforzar la acción climática

China y Estados Unidos acuerdan «reforzar la acción climática

14
0

China y Estados Unidos, los mayores emisores de gases de efecto invernadero del mundo, anunciaron el miércoles un acuerdo sorpresa en la COP26, impulsando las esperanzas a dos días del final de la crucial conferencia sobre el clima.

El Primer Ministro británico, Boris Johnson, anfitrión de la conferencia de Glasgow, acababa de pedir un «fuerte impulso» en las conversaciones, asegurando que no habría «excusas» para el fracaso, cuando Pekín y Washington anunciaron una «declaración conjunta sobre el fortalecimiento de la acción climática».

Las dos grandes potencias mundiales, cuya rivalidad había parecido desbordar el ámbito de la diplomacia climática en los últimos meses, se comprometieron a hacer más para combatir el calentamiento global, cuyas consecuencias se dejan sentir cada vez más en todo el mundo: sequías, inundaciones, megaincendios, con su creciente rastro de víctimas y daños.

Se comprometen, sin detalles muy concretos, a «tomar medidas reforzadas para aumentar la ambición durante la década de 2020», reafirmando su compromiso con el objetivo del Acuerdo de París de limitar el calentamiento «muy por debajo» de 2°C en comparación con la era preindustrial, y si es posible, de 1,5°C.

Sin embargo, el mundo sigue, según la ONU, en una trayectoria de calentamiento «catastrófico» de 2,7°C, y la COP26 se considera crucial para volver a encarrilar la lucha climática.

Calentamiento catastrófico

Pekín y Washington también se comprometen a trabajar en Glasgow para lograr «un resultado ambicioso, equilibrado e inclusivo en materia de mitigación». [la baisse des émissions]adaptación y apoyo financiero» para los países pobres.

El Secretario General de la ONU, António Guterres, calificó el acuerdo como «un paso importante en la dirección correcta». «Más allá de la COP, esto es importante para el mundo», declaró a la AFP el Vicepresidente de la Comisión Europea, Frans Timmermans.

Lea también la noticia :  Pekín está bajo una nube de contaminación

A primera hora del miércoles, tras 10 días de conversaciones, la presidencia británica de la COP hizo público un primer borrador de declaración final en el que se pedía un ritmo más fuerte y rápido de compromisos climáticos por parte de todos los países para cumplir los objetivos del Acuerdo de París. Este texto provocó reacciones encontradas, sobre todo en los países pobres, que insisten en que los países más ricos deben cumplir su promesa de ayuda.

Más allá de la COP, es importante para el mundo

El borrador, que aún se está negociando y puede cambiar al final de la COP, prevista para el viernes pero que podría aplazarse, pide a los países que «revisen y refuercen» a partir de 2022 las contribuciones nacionales (NDC) que fijan sus compromisos a corto plazo.

El Acuerdo de París (2015) exige una revisión de las NDC cada cinco años, pero muchos países piden una frecuencia mayor. Las últimas estimaciones de la ONU son alarmantes: el mundo seguiría en una trayectoria de calentamiento «catastrófico» de +2,7°C a finales de siglo.

«Lejos de los objetivos»

El proyecto también anima a los países a «acelerar la eliminación del carbón y la financiación de los combustibles fósiles». Una mención tan explícita a los combustibles fósiles, responsables de la mayor parte de las emisiones, no tiene precedentes y no está incluida en el Acuerdo de París. Pero promete ser muy disputado hasta que se concluya el texto final, sobre todo por los países productores.

Lea también la noticia :  Pareja legendaria: Chrissy Teigen y John Legend, amor y tragedia

En cuanto a la candente cuestión de la financiación, el texto «constata con pesar» el incumplimiento por parte de los países desarrollados de su promesa de movilizar unos 100.000 millones de dólares anuales en ayuda climática para los países pobres a partir de 2020.

A menudo, los países menos contaminantes son también los más expuestos a los estragos del cambio climático, como recordó el ministro de Asuntos Exteriores del archipiélago de Tuvalu a los delegados de la COP en un vídeo en el que aparecía de pie en el océano con el agua hasta el muslo.

El texto no aporta ninguna solución concreta sobre la financiación, pero pide que se refuercen las medidas de «adaptación» a los efectos del cambio climático.

En la actualidad, la adaptación sólo representa una cuarta parte de esta ayuda, frente al 75% de la reducción de emisiones. Los países pobres exigen al menos la paridad.

En cuanto a la otra cuestión, muy controvertida, de las «pérdidas y daños» que ya sufren los países más expuestos, el texto «reconoce» el problema y su «urgencia». Pero también en este caso, sin modalidades concretas de actuación.

Los grupos de negociación de los países pobres y emergentes expresaron una preocupación casi unánime en una reunión celebrada para recoger las primeras reacciones al proyecto.

Desde el punto de vista científico, Joeri Rogelj, miembro del panel climático de la ONU, se congratuló de los «avances», pero señaló que las promesas estaban hasta ahora «lejos de los objetivos del Acuerdo de París».

Artículo anteriorCOP26: 200 países acuerdan acelerar la lucha contra el calentamiento global
Artículo siguienteFoto Alain Delon : las fotos más bonitas de Alain Delon
Soy profesor universitario de economía, aficionado al golf y a los coches, y me gusta especialmente Asia. Vivo entre España y Portugal.