Inicio Internacional Afganistán: los talibanes prohíben a las mujeres viajar sin compañía

Afganistán: los talibanes prohíben a las mujeres viajar sin compañía

11
0
Los talibanes anunciaron el domingo que las mujeres que deseen viajar largas distancias deberán ir acompañadas por un miembro masculino de su familia inmediata, en una nueva señal del endurecimiento de la postura del régimen a pesar de sus promesas iniciales.

La recomendación, emitida por el temido Ministerio de Promoción de la Virtud y Prevención del Vicio y que circula desde el sábado por las redes sociales, también pide a los conductores que acepten a las mujeres en sus vehículos sólo si llevan el «velo islámico».

Mujeres «presas»

«Las mujeres que viajen más de 45 millas (72 kilómetros) no pueden hacer el viaje si no están acompañadas por un familiar cercano», confirmó el domingo a la AFP el portavoz del ministerio, Sadeq Akif Muhajir, quien precisó que el acompañante debía ser un hombre.

Desde su llegada al poder a mediados de agosto, los talibanes han impuesto varias restricciones a las mujeres y las niñas, incluyendo la educación y el trabajo, pero esta es la primera vez que el ministerio ha intentado regular sus movimientos de una forma que recuerda a su primer gobierno, entre 1996 y 2001.

Los talibanes, que buscan el reconocimiento internacional y desean el regreso de la ayuda humanitaria crucial a Afganistán, habían dicho que serían más abiertos que sus predecesores.

Lea también la noticia :  Dakota Johnson habla de su relación con Chris Martin

«Esta nueva orden básicamente (…) va más allá en esta dirección de hacer prisioneras a las mujeres», comentó para AFP Heather Barr, de la ONG Human Rights Watch. «Cada día vemos más quiénes son realmente los talibanes, cuáles son sus opiniones sobre los derechos de las mujeres, y es un panorama muy, muy sombrío», añadió.

Prohibición de escuchar música

Otras recomendaciones emitidas por el ministerio incluyen la prohibición de escuchar música en los vehículos. No estaba claro de inmediato hasta qué punto se aplicarían estas recomendaciones en el país, pero el sábado los talibanes habían establecido controles de carretera en puntos de la capital para informar a los automovilistas.

Los talibanes tampoco especificaron lo que entendían por «velo islámico», si se trataba de un simple pañuelo en la cabeza, que ya llevan la mayoría de las mujeres afganas, o de un velo más cubriente.

La directiva llega unas semanas después de que el ministerio pidiera a las televisiones afganas que dejaran de emitir «telenovelas y culebrones con mujeres» y que garantizaran que las periodistas llevaran el «velo islámico» en la pantalla.

Lea también la noticia :  Elección presidencial: por qué Eric Zemmour eligió ir a Armenia

Sin embargo, ha habido raras señales de buena voluntad. En varias provincias, las autoridades locales han accedido a reabrir las escuelas secundarias a las niñas, aunque muchas niñas de todo el país siguen sin poder asistir.

Afganistán al borde del colapso económico

A principios de diciembre, un decreto en nombre del líder supremo del movimiento, Hibatullah Akhundzada, pedía al gobierno que hiciera valer los derechos de las mujeres, pero no mencionaba el derecho a la educación.

Durante el primer régimen talibán, a las mujeres no se les permitía salir de casa sin un acompañante masculino ni llevar el burka. Tampoco se les permitía trabajar ni estudiar. El respeto de los derechos de las mujeres es una de las condiciones exigidas por los donantes para reanudar la ayuda internacional a Afganistán.

Es uno de los países más pobres del mundo, está al borde del colapso económico y la ONU ha advertido de la llegada de una «avalancha de hambre», estimando que 22 millones de los 40 millones de afganos que se calcula que hay se enfrentarán a una escasez «aguda» de alimentos este invierno.

Artículo anteriorEl Tribunal Supremo ruso disuelve la organización de derechos humanos Memorial
Artículo siguiente¿Quién es el hijo más rico de la familia Beckham?
"Especialista en la web. Entusiasta de la cultura pop. Pensador. Adicto a la comida. Experto en viajes. Aficionado al café. Aficionado a la televisión".