Inicio Economía Abiy Ahmed dirigiría la «contraofensiva» directamente al frente

Abiy Ahmed dirigiría la «contraofensiva» directamente al frente

106
0

El primer ministro etíope, Abiy Ahmed, se encuentra en primera línea de fuego, dirigiendo una «contraofensiva» de las fuerzas gubernamentales contra los rebeldes de la región de Tigray que amenazan con tomar la capital, Addis Abeba, según informaron el miércoles los medios de comunicación oficiales.

Varios países y organizaciones han pedido a su población que abandone Etiopía, donde los esfuerzos diplomáticos de la comunidad internacional no han logrado hasta ahora un alto el fuego tras más de un año de conflicto marcado por el fantasma de la hambruna.

Ahmed, Premio Nobel de la Paz 2019, está ahora «liderando la contraofensiva» y «dirigiendo el campo de batalla desde ayer», informó Fana Broadcasting Corporate, diciendo que en Addis Abeba, el viceprimer ministro Demeke Mekonnen está ahora gestionando «los asuntos del día a día».

El miércoles no fue posible averiguar el paradero exacto del primer ministro, antiguo operador de radio del ejército convertido en teniente coronel. Fana no difundió imágenes de él en el suelo.

El enviado de Estados Unidos para el Cuerno de África, Jeffrey Feltman, regresó el martes de una nueva misión a Addis Abeba para informar de los «incipientes avances» hacia una solución diplomática del conflicto. Pero advirtió que la «escalada» militar podría hacerla inútil.

La guerra comenzó en Tigray en noviembre de 2020, cuando el Sr. Ahmed envió allí al ejército federal para desalojar a las autoridades del Frente de Liberación de Tigray (TPLF) que desafiaban su autoridad y a las que acusaba de atacar las bases militares.

Lea también la noticia :  Covid-19: "Que el virus nunca desaparecerá es casi seguro

Ahmed declaró la victoria tres semanas después, tras la toma de la capital regional, Mekele. Pero en junio, el TPLF retomó la mayor parte de Tigray y continuó su ofensiva en las regiones vecinas de Amhara y Afar.

Esta semana, el TPLF afirmó controlar Shewa Robit, un municipio situado a 220 km al noreste de Addis Abeba.

Medallista olímpico como recluta

El miércoles, cientos de nuevos reclutas del ejército, instados por Ahmed a «unirse a la campaña de supervivencia», según Fana, asistieron a una ceremonia en Addis Abeba.

«Me quedé atónito cuando me enteré» de que el primer ministro quería unirse a los soldados en el campo de batalla, dijo a la AFP Tesfaye Sherefa, un conductor de 42 años que estaba entre los reclutas.

«Cuando un líder se va […] su trono, es para salvar a su país. Su objetivo no es vivir, sino salvar a su país, y lloré cuando dijo ‘síganme’ y se fue al frente».

Entre los que se comprometieron a luchar se encontraba el corredor de maratón y medallista olímpico Feyisa Lilesa, que afirmó que el avance de los rebeldes representaba una «gran oportunidad» para defender el país.

«Cuando se profana un país, me resulta imposible quedarme quieto y limitarme a mirar», declaró a otro medio de comunicación oficial, Ethiopian BC.

En los Juegos de Río de 2016, Feyisa saltó a los titulares al cruzar la línea de meta del maratón con los brazos en alto y en cruz, un gesto de solidaridad con su pueblo, el pueblo oromo, cuyas protestas contra el entonces prolongado gobierno del TPLF estaban siendo fuertemente reprimidas.

Lea también la noticia :  Covid-19: ¿se está reactivando la epidemia en Francia?

Éxodos

El gobierno sigue afirmando que el avance del TPLF es exagerado, denunciando la cobertura sensacionalista de los medios de comunicación y las recomendaciones de seguridad de las embajadas como alarmistas.

La ONU expresó su preocupación el miércoles tras los informes sobre desplazamientos a gran escala en el oeste de Tigray. Washington ya ha advertido sobre la limpieza étnica en la región.

Según el ACNUR, los desplazados proceden de una zona fronteriza con Sudán y Eritrea. Las autoridades zonales de Tigray informaron de 8.000 nuevas llegadas, posiblemente hasta 20.000, pero estas cifras no pudieron ser confirmadas inmediatamente.

Londres pidió el miércoles a sus nacionales que abandonaran «inmediatamente» Etiopía, alegando un rápido «deterioro» de la situación.

Francia, Italia, Alemania, Irlanda y Estados Unidos hicieron llamamientos similares. Washington, Londres y la Unión Europea también han retirado a su personal no esencial, mientras que la ONU evacuará a las familias de sus empleados extranjeros antes del jueves.

Mientras tanto, Irlanda anunció el miércoles que Etiopía había pedido a cuatro de sus diplomáticos que abandonaran el país antes de la próxima semana.

El Ministerio de Asuntos Exteriores dijo que la decisión se derivaba de «las posiciones que Irlanda ha expresado a nivel internacional […] sobre el conflicto en curso y la crisis humanitaria en Etiopía».

Por su parte, París pidió el miércoles un alto el fuego y un «diálogo político» entre los beligerantes del país.

Artículo anterior¿Hacia una nueva (y violenta) guerra entre Rusia y Ucrania?
Artículo siguienteJazmín Grimaldi: la hija de Alberto de Mónaco podría trabajar con un director famoso
Soy profesor universitario de economía, aficionado al golf y a los coches, y me gusta especialmente Asia. Vivo entre España y Portugal.